domingo, 12 de diciembre de 2010

Motivación

¿Qué es motivación?
La palabra motivación proviene de los términos latinos motus (“movido”) y motio (“movimiento”).
 Para la psicología y la filosofía, la motivación son aquellas cosas que impulsan a una persona a realizar determinadas acciones y a persistir en ellas hasta el cumplimiento de sus objetivos. El concepto también se encuentra vinculado a la voluntad y al interés. En otras palabras, la motivación es la voluntad para hacer un esfuerzo y alcanzar ciertas metas.



El comportamiento organizacional ha estudiado la motivación con la finalidad de dar respuesta a la pregunta:

¿por qué trabaja la gente? Y para responderla, la teoría de las necesidades concluye en lo siguiente:


Motivación empresarial:
n  Un trabajador motivado será un trabajador en estado de tensión.
n  Para aliviar la tensión, el trabajador desarrolla un esfuerzo que se traduce en un comportamiento.
n  A mayor motivación, mayor tensión y, consecuentemente, mayor esfuerzo.
n  Si ese esfuerzo lleva a la satisfacción de la necesidad, se reducirá la tensión.
n  Asimismo, se observa que el orden de la clasificación de las necesidades también varía en diferentes culturas.

n  La motivación es un factor que debe interesar a todo administrador: sin ella sería imposible tratar de alcanzar el funcionamiento correcto de su organización y, por ende, el cumplimiento de los objetivos.




Para la mejor comprensión de los recursos humanos en el ámbito laboral, es importante conocer las causas que originan la conducta humana. El comportamiento es causado, motivado y orientado hacia objetivos.
n  El comportamiento organizacional ha estudiado la motivación con la finalidad de dar respuesta a la pregunta: ¿por qué trabaja la gente? Y para responderla, la teoría de las necesidades concluye en lo siguiente:

n  Un trabajador motivado será un trabajador en estado de tensión.

n  Para aliviar la tensión, el trabajador desarrolla un esfuerzo que se traduce en un comportamiento.


n  La motivación es un factor que debe interesar a todo administrador: sin ella sería imposible tratar de alcanzar el funcionamiento correcto de su organización y, por ende, el cumplimiento de los objetivos.

n  A mayor motivación, mayor tensión y, consecuentemente, mayor esfuerzo.
n  Si ese esfuerzo lleva a la satisfacción de la necesidad, se reducirá la tensión.
n  Asimismo, se observa que el orden de la clasificación de las necesidades también varía en diferentes culturas.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Páginas vistas en total